Conoce estas 8 cosas que no se deben realizar en la oficina

Dentro de los espacios laborales habitualmente coexisten un gran número de personas que trabajan todas con un mismo fin. Es importante evitar ciertas cosas que molestan a los otros, estos son los ocho pecados que no se deben cometer dentro del espacio de trabajo:

Maria Gabriela Roa Baez
Creado por Maria Gabriela Roa Baez
Elegir 13 jul 2017
1

Discutir demasiado

Una cosa es ocasionalmente expresar el desacuerdo con la manera con que las situaciones laborales están siendo manejadas, y otra es tomar por costumbre quejarse con los compañeros. Entre más te quejes en la oficina, mayores son tus posibilidades de decir algo que te pueda meter en problemas.

2

Ofrecerte como voluntario todo el tiempo

Una de las cosas que no se debe hacer es ser esa persona que constantemente se ofrece como voluntario y asume más trabajo del que debe, incluso el de los demás. No solamente estás en riesgo de que otros se aprovechen de ti, sino que potencialmente podrás esforzarte más de lo que debes y tu rendimiento global puede sufrir.

3

Vestirse de forma no apropiada

No importa qué tan relajado pueda parecer el ambiente en tu oficina, no cometas el error de usar ropa demasiado reveladora, rasgada o muy sencilla. Evita camisetas potencialmente ofensivas con lenguaje o eslóganes inapropiados. Tienes muchas oportunidades de expresarte fuera del trabajo, y aunque una cosa sea cambiar tu traje formal por jeans, otra cosa es usar una prenda que exponga descaradamente el vientre.

4

Hablar de política

La mayoría de los entornos de oficina se prestan para conversaciones no relacionadas con el trabajo de vez en cuando. Sin embargo, llevar conversaciones políticas al lugar de trabajo es una mala idea. No solo se pueden convertir en temas personales, sino que las discusiones alrededor de ellas pueden ponerse calientes y lo último que quieres crear es un ambiente pesado donde no puedas verte frente a frente con tus compañeros.

5

Esparcir rumores

Es común dentro de cualquier ambiente laboral la divulgación de chismes y rumores. Sin embargo, bajo las circunstancias equivocadas, podrías terminar violando algún código de recursos humanos. Si realmente quieres hablar de un chisme, busca un amigo de tu confianza y convérsenlo fuera de la oficina.

6

Gastar mucho tiempo en llamadas personales, redes sociales o en algo que no esté relacionado con el trabajo

Incluso si trabajas en una oficina bulliciosa y llena de trabajo, existe una gran posibilidad de que alguien esté registrando tus hábitos laborales. Puede ser tu jefe o alguno de tus compañeros los que te estén vigilando y viendo si gastas mucho tiempo chateando o hablando por teléfono. Además, nunca sabes qué información esté siendo rastreada por tu empresa, así que si estás usando la red local o el internet de tu empresa, ten cuidado con los comportamientos que te puedan meter en peligro.

7

Llegar enfermo con algún tipo de virus contagioso

Aunque esté bien llegar en algunos casos con un resfriado menor, si estás ardiendo en fiebre, tosiendo hasta morir o experimentando algún tipo de enfermedad digestiva seria, hazle el favor a tus compañeros de quedarte en casa. En cualquier caso explícale a tu jefe que estás bien pero que eres portador de gérmenes, y que preferirías tener el permiso para hacer tu trabajo desde casa ese día.

8

Robar la comida de los compañeros en el trabajo

De todos los pecados que se puedan cometer en un lugar de trabajo, quizás no hay uno más indignante u ofensivo que ir hasta el refrigerador comunal cuando nadie está mirando y tomar la comida que no es tuya.