‘Chilling Adventures of Sabrina’, la polémica serie de Netflix

El pasado 26 de octubre se estrenó 'Chilling Adventures of Sabrina' (titulada 'El mundo oculto de Sabrina en Hispanoamérica'), la nueva serie creada por Roberto Aguirre-Sacasa para Netflix, basada en la serie de cómics del mismo nombre… ¡Conoce nuestra reseña SIN spoilers de esta peculiar serie!

Diana Carolina Fernandes
Creado por Diana Carolina Fernandes (User Created Content*)USER CREATED CONTENT and not by Playbuzz employees and /or any of its agents or any one of Playbuzz behalf.
Elegir 15 nov 2018
Help Translate This Item

La serie es un reboot del famoso sitcom de los años 90, Sabrina, the Teenage Witch (Sabrina, la bruja adolescente en Hispanoamérica). Se centra en el personaje de Sabrina Spellman, una bruja “mestiza” (mitad bruja, mitad mortal) a punto de cumplir los 16 años que vive con sus tías Hilda y Zelda Spellman, y que está completamente enamorada de su novio, Harvey Kinkle…

Sin embargo; justo ahí es donde terminan las similitudes con la serie de los 90 y, para poder disfrutar en pleno de esta nueva historia, debemos olvidarnos por completo de la adaptación anterior pues, Chilling Adventures of Sabrina (CAOS) es no solo distinta sino mucho más adulta y oscura en todos los sentidos.

¿Heroína o villana?

El hecho de que Sabrina Spellman sea una adolescente, no significa que CAOS posea la temática para un público muy joven, por el contrario, toca temas bastante adultos y complejos que, en definitiva, no son aptos para todas las edades, los criterios y los gustos.

La nueva Sabrina es interpretada por la estadounidense Kiernan Shipka quien, a pesar de su juventud, sorprendió a todos con su fantástico trabajo y la fuerza que le imprimió al personaje.

Kiernan Shipka.-

Sabrina es definitivamente una joven que en cada episodio demuestra un encanto inusual, siendo una mezcla equilibrada entre ingenio e ingenuidad. Es independiente, leal, inteligente, bondadosa, valiente y posee fuertes valores morales, los cuales está dispuesta a defender a capa y espada; incluso si eso significa desafiar al mismísimo Satanás o burlar a la muerte…

No obstante, no es la tradicional heroína perfecta a la que todo le sale bien, pues sus defectos y características no tan positivas la vuelven vulnerable.

Spellman se deja llevar por su propia brújula moral, esforzándose capítulo tras capítulo para definir y construir sus propios valores, opuestos a aquellos reconocidos por la sociedad en la que vive y el mundo en el que fue criada, siendo el perfecto arquetipo de antiheroína.

La trama va empujando poco a poco a la adolescente a tomar decisiones y a realizar actos que, a pesar de que pueden ser juzgados de tener un trasfondo heroico, los métodos y motivos para llegar a ellos no lo son; poniéndola entre la espada y la pared obligándola a madurar.

¿Los 70s, 80s, 90s… O el 2018?

La dirección de arte, fotografía y diseño de vestuario propuso un ambiente bastante arriesgado, apostando por una sensibilidad estética del tipo camp que, actualmente, podría ser considerada simplemente de mal gusto o de bajo presupuesto.

Sin embargo, esta podría ser una apuesta brillante ya que junto a los guiños existentes de parte de Aguirre-Sacasa al cine de terror (La noche de los muertos viviente, Pesadilla en Elm Street, The Lords of Salem…) le dan un propósito.

instagram embed goes here!

La ciudad, el ‘mundo oculto’, la ropa, los peinados y las casas son antiguas, pero a la vez no; todo luce como si estuviera detenido en el tiempo dando la impresión de ser una época indefinida. Sin embargo, los temas feministas, de identidad de género, el empoderamiento y el bullying están a la orden del día en cada episodio y gritan 2018 a todo pulmón.

Feminismo, diversidad sexual y roles de género

La nueva serie de Netflix presenta a una antiheroína que es ideal: feminista y con un ojo crítico frente a situaciones que -incluso- estamos viviendo en estos tiempos.

Mientras se acerca el día de su “bautismo oscuro” donde tendrá que elegir si firmar el libro de ‘la bestia’ para convertirse totalmente en bruja y obtener el máximo en sus poderes -o seguir siendo mortal-, se encuentra con los desafíos diarios de ser una adolescente humana estudiando en un colegio público…

Uno de los temas más delicados que plantea la serie es el de acabar con el molde de los roles de género masculino y femenino. Y es que Susie Putnam, una de las mejores amigas de Sabrina, se convierte en el objetivo de las burlas y la agresión física por parte de algunos jugadores de fútbol americano del equipo escolar debido a que es una persona no binaria.

Lachlan Watson es quien le da vida a este personaje, una persona no binaria interpretando a una persona no binaria.-

Adicionalmente, Sabrina se encuentra con la realidad de que su colegio es un sistema dominado por hombres en el cual no se respetan los derechos de las mujeres o se busca la igualdad de género. Además, a lo largo de la serie va descubriendo que esto también sucede en el mundo oculto, donde su aquelarre también se ve sometido por el machismo tóxico y sufre un desequilibrio de poder.

Bajo este tema es donde surgen momentos de brillante acidez por parte de la señorita Mary Wardwell –interpretada por la escocesa Michelle Gomez-, un personaje de naturaleza oscura que proporcional sublimes reflexiones con tintes de humor y que, aunque tiene el objetivo de llevar a Sabrina al “lado oscuro”, termina empoderándola y entregándole las herramientas para que forme su propio destino.

Mary Wardwell hace entender a Sabrina que a los hombres -incluido Satán- les aterra que una mujer tenga poder y libertad.-

Satanismo y polémicas religiosas

Chilling Adventures of Sabrina es una total y completa apología a lo malo” es una frase que ha resonado bastante desde que la serie fue emitida y es que, en definitiva, no es para todo público.

CAOS juega –y para muchos abusa- con la delgada línea de lo que es pertinente y lo que no, pues los elementos satánicos y la “exaltación del mal” están a la orden del día.

Sabrina vive capítulo a capítulo una intensa y constante lucha tanto con el eterno debate de lo que es bueno y lo que es malo, como con la dualidad de su naturaleza mestiza…

Si aún no has visto esta serie y piensas hacerlo con la idea de que verás algo parecido a las brujas y magos que nos mostró J. K. Rowling en el universo de Harry Potter, estas muy equivocado. Esto es magia negra, demonios, maldiciones, monstruos, necromancia, sangre y muerte en un aquelarre, donde sus miembros aman e idolatran a Satanás como los cristianos aman a Dios y los islámicos a Alá. 

Y es que esta no es más que la analogía perfecta. Los seguidores de la ‘Iglesia de la Noche’ son como cualquier otro grupo religioso: creen fervientemente en su fe, idolatran a su dios, asisten todos los domingos a la misa negra, se ayudan entre ellos, tienen sus costumbres y tradiciones, se bautizan y, aunque no comparten las ideas de las otras religiones, las respetan lo mejor que pueden no inmiscuyéndose en los asuntos de los demás… En fin, se puede decir que es hasta más de lo que los fieles de otras religiones hacen.

Sin embargo, plantean algo totalmente distinto –en cuanto a religiones se trata- a lo que estamos acostumbrados a ver en la televisión y mucha gente puede tener sus reservas ante este grupo por el significado cultural y religioso que tienen. El mundo oculto es oscuro, y toda la serie lo es. Sin embargo, el tono de CAOS logra convivir con su oscuridad y humor, haciendo que todo tenga un ritmo más que ameno.

¿Dónde está el sarcástico e icónico Salem?

Lamentablemente, o no tan lamentablemente, el gracioso gato parlante que alegró nuestras tardes al lado de Melissa Joan Hart, tiene un papel mucho más secundario en Chilling Adventures of Sabrina. En esta producción, a pesar de que Salem es el protector de la joven bruja, no habla ni tiene una personalidad arrebatadora.

A pesar de que salva a Sabrina unas cuantas veces de meterse en líos, Salem tiene un papel más plano y no sale de forma constante en los episodios. Sin embargo, no podemos negar que es un gato encantador y los productores de la serie dejaron abierta la posibilidad de que Salem hable en un futuro

No obstante, Ambrose Spellman, el primo de Sabrina quien está condenado a cumplir años de arresto domiciliario en el hogar de la familia, hace un papel bastante similar al peculiar minino de los años 90. Su naturaleza sarcástica, sabiduría, acidez, pansexualidad y rol protector, definitivamente nos recuerda al querido Salem de Sabrina, the Teenage Witch.

Como podemos ver se trata de una serie mucho más compleja de lo que parece y de lo que muchos esperábamos y, aunque definitivamente no es para todo público, es algo que vale la pena ver… En especial con mente abierta y ganas de divertirse un rato.

Por Diana Carolina Fernandes | @dianacarolina_f | Culturizando

Con información de: Hiper Textual | Hobby Consolas | Wikipedia | Daily Trend | El Blog de Yes | Hojas Mágicas