Dato curioso.- Su comercialización llegó a tal extremo que algunos modelos incluían un recambio adaptable que convertía el vibrador en una batidora.